Menu Principal

Mujer que organizó paseo de ‘narcobús’ accidentado en Ecuador se entregó a la Fiscalía

Claudia Ximena Orozco llegó a la sede de la entidad en Cali en las últimas horas y ante los medios hizo varias confesiones sobre lo que conocía del negocio.

Acompañada de su abogado, la mujer reveló que hizo varios viajes de este tipo, pero aseguró que no conoce a las personas que coordinan el tráfico de drogas.

Orozco contó que se vinculó con esa organización delictiva, sin saberlo, cuando conoció a una mujer vendiendo algunos productos en su barrio, se hicieron muy amigas y ella empezó a conocer de sus “necesidades” hasta que la invitó al primer viaje:

“Una amiga me dijo que fuera a pasear a Bolivia y yo fui. […] Meses después me dijo que si quería trabajar como guía turística que ya más o menos había conocido los sitios y los hoteles. Como estaba sin trabajo y le dije que sí. Así fui a mi segundo viaje y siempre fue lo mismo, me decía que iba como guía turística y como organizadora del evento”.

La otra mujer, que falleció en el accidente, le pagaba dos millones de pesos por encargarse de todo durante el viaje y Orozco señaló que aparte del que terminó en tragedia, trabajó con ella en otros cuatro paseos a Ecuador y siempre con la misma ruta saliendo por el Puente internacional de Rumichaca.

Orozco aseguró que hasta el accidente no tenía conocimiento de la intención real de estos viajes y que no le parecía raro que fueran gratis:

“Me di cuenta [que había droga en el bus] en el último viaje. No sabía ni de que se hablaba ni de qué cantidad. Ya entrando en confianza con la señora, y yendo a trabajar varias veces como guía, si llegó el comentario”.

Aseguró que desconoce la cantidad de droga que llevaba y el destino final de esta. Sin embargo, dijo que cuando tuvo esas primeras sospechas le dieron otra razón, pero aun así continuó trabajando con la otra mujer:

“Hubo muchas preguntas de mi parte y siempre me dijeron que era para justificar y lavar dinero de un político”.

Por último, señaló que lo hizo por su familia, a la que le pidió perdón: “Yo lo hice porque necesitaba la plata, solo podía sobrevivir con lo poco que hacía. Yo no tengo lujos, no tengo nada, pero lo que hice fue por el bienestar de mis hijos, por eso tomé malas decisiones”.

Y guardó silencio ante la pregunta de uno de los periodistas, sobre si nunca pensó en las demás familias que viajaban en el bus, y que pudiera terminar en una tragedia, tal como sucedió. Sin embargo, después también pidió perdón a los familiares de las víctimas.

Comenta la noticia





Comments

Comentarios Cerrados